Preguntas frecuentes

Algunas preguntas clave que se hacen muchos propietarios de empresas – esperamos que encuentres las respuestas útiles. Si tienes una pregunta específica, por favor no dudes en contactar con nosotros directamente.

Ya he tenido un acercamiento con un comprador ¿Qué debo hacer ahora?

Lo primero que necesitas es un asesoramiento especializado, la venta de un negocio es compleja y lleva mucho tiempo. La representación profesional es fundamental, incluso si realmente quieres vender a este comprador y piensa que es lo mejor para tu negocio. 

Otra cuestión a tener en cuenta es que tu posible comprador tiene un motivo importante para comprar, y esto puede significar que tu negocio puede ser atractivo para otras empresas también. ¿Qué te estás perdiendo si no te acercas a otras empresas? Y ¿obtendrás el mejor precio y el mejor rendimiento para tus clientes y para tu personal si solo negocias con una parte?

Con el servicio personalizado de BCMS, podrás comenzar las negociaciones con la parte interesada al mismo tiempo que analizas otras opciones de venta. Te podría sorprender saber que, en muchos casos, muchos propietarios de negocios que hablan con nosotros, tras dicho acercamiento, al final venden el negocio a otro comprador.

¿Cómo valoran mi empresa?

Hay muchos métodos diferentes para valorar un negocio. Un método de valoración tradicional se basa en el uso de una fórmula matemática. Básicamente, esta cogutiliza el beneficio de explotación anual de tu empresa y lo multiplica por un número, normalmente entre el 3 y el 7. Este número depende de tu histórico de comercio y tu pasado rendimiento financiero. Se calcula normalmente sobre un número de variables, incluyendo el sector de la industria, acuerdos del pasado en este sector y criterios arbitrarios como el rendimiento del capital invertido sobre un periodo de tiempo establecido. 

Estos números se llaman múltiplos- con un múltiplo de cinco, una empresa que de beneficios de 1 millón de euros tendría un valor de 5 millones de euros si aplicamos este método de valoración.

Nosotros estamos en total desacuerdo con este método y aquí explicamos el por qué

El historial de BCMS durante más de 600 negocios en la última década prueba que este cálculo matemático basado en los múltiplos es básicamente deficiente y no refleja necesariamente la vida real ni el auténtico valor de tu empresa. La compra de una sociedad se debe principalmente a un motivo estratégico y, en muchas ocasiones, el precio final que se paga excede bastante de cualquier valoración estándar del sector. Además, el valor real de una empresa reside en su potencial futuro y no en tu rendimiento histórico anterior. 

Y si cada empresa valorara tu negocio de la misma forma, ¿cómo explicaría la enorme diferencia que hay entre la oferta más alta y la oferta más baja para los negocios de los clientes de BCMS- que normalmente se multiplica por 2.5?

BCMS nunca presenta una empresa en el mercado con un valor atribuido, ya que esto fomenta los “trueques”, se desploman los precios y comienza la caza de gangas.  Únicamente puede decidir tu valor un comprador con una razón estratégica y con un sentido del posible futuro de tu empresa y es nuestro cometido garantizar que el mercado entiende el alcance y el valor real de cada una de las empresas que representamos.

¿Merece la pena vender mi negocio?

Nosotros conversamos con muchos empresarios cada semana y sorprendentemente muchos de ellos desconocen el valor inherente de su empresa. Algunos están demasiado apegados al negocio para apreciar su atractivo comercial. Otros están desmantelando el negocio al no tener unos planes de sucesión claros y creen que es la única opción.

Tu empresa no comienza y termina contigo. Los clientes, la cartera de inversiones, los contratos, la experiencia de tu personal, la marca, tu cartera, las relaciones, la reputación de tu empresa, todas estas cosas tienen un valor potencial para un comprador.

No estoy preparado para vender- ¿por qué debería comenzar a planearlo ahora?

La preparación es un factor clave en cualquier operación comercial. Cuanto mejor esté preparado un empresario con respecto al proceso de venta en cuanto a temas administrativos tales como; informes financieros, documentación, acreditaciones, contratos de venta, más fácil será el proceso de venta de tu empresa. 

Tenemos clientes que han vendido de manera exitosa con BCMS 5 años después o más tras la primera vez que se pusieron en contacto con nosotros. Muchos se reúnen con nosotros y, siguiendo nuestro consejo, deciden implantar un plan de acción para mejorar la capacidad de venta del negocio.  Nosotros podemos compartir contigo estudios y análisis de otras empresas similares a la tuya que se hayan vendido, de este modo, podrás salir con una idea clara de tu posicionamiento en el mercado.

Da un paso atrás y analice por qué un comprador compraría tu empresa. ¿Sería por tu cartera de inversores, por tu cartera de clientes, por tu personal? ¿Por los especialistas o por las capacidades especializadas que posees? Si hoy comienzas a analizar tus puntos fuertes y débiles como negocio, entonces tendrás tiempo de hacer los cambios positivos necesarios para maximizar el valor de tu empresa para cuando llegue el momento.  

 

¿Qué ocurrirá con el personal de mi empresa?

Un factor clave para muchos empresarios es asegurarse no sólo un futuro mejor para la empresa sino también para los trabajadores. Los accionistas mayoritarios pueden considerar como amigos al personal de la empresa, y no sólo como compañeros. En un negocio familiar, las relaciones pueden ser incluso más cercanas aún.

BCMS entiende esto y tratará de trabajar contigo para encontrar la opción adecuada para tu empresa. Nunca te obligaremos a aceptar o rechazar una oferta. Nosotros te aconsejaremos sobre la estrategia de comunicación para explicar el proceso de venta a tus trabajadores en el momento adecuado. La clave está en tener una comunicación abierta y honesta y la venta correcta puede rejuvenecer un negocio, aportándote a tu equipo nuevas y emocionantes oportunidades.

Normalmente la empresa que compra no tiene interés en comprar un negocio y acto seguido despedir al personal con experiencia, que en principio son las mismas que han ayudado a que el negocio tenga éxito.  

¿Quién es el comprador que tiene más probabilidades de comprar mi empresa?

Por supuesto, esto dependerá de tu sector y tu zona de operaciones. 

Las empresas más evidentes con las que habrá que tener un acercamiento y que podrán estar más interesadas serán, por lo general, la competencia directa de la zona o empresas más grandes que ofrezcan servicios similares. Sin embargo, nosotros de forma regular identificamos a los mejores compradores que son los compradores vinculados, tanto en tu país de origen como en el mercado internacional- alrededor del 30% de todos los clientes de BCMS venden a un comprador extranjero. Un posible comprador podrá tener especializaciones, operaciones comerciales o características algo diferentes en un punto distinto de la cadena de suministros.

Cada sector es diferente pero las principales razones de compra suelen ser la expansión estratégica, acceso a los usuarios y acceso a nuevas capacidades especializadas.

¿Cuánto tiempo tardaré en vender mi negocio?

Vender un negocio es un proceso intenso y laborioso. Hoy en día, los compradores e inversiones son reacios al riesgo y lógicamente realizarán un extenso proceso de diligencias y comprobaciones para asegurarse de que conseguirán el valor de tu inversión. 

Hay muchas variables fuera de tu control que pueden retrasar un posible acuerdo, desde un hallazgo adquirido hasta cambios en el mercado. Sin embargo, es importante que cualquier empresa que quiera vender tenga sus informes, y la administración de la empresa actualizada para evitar retrasos innecesarios.

Por esto, te recomendamos que tengas en cuenta que se puede tardar al menos 12 meses para el proceso completo, desde el momento en que contrata a un asesor especialista hasta el intercambio de contratos y la finalización. A pesar de que BCMS ha cerrado acuerdos en cuestión de meses, esto no es la norma. Nosotros dejamos tres meses para dedicarnos a la preparación, antes incluso de que comencemos con el acercamiento a posibles compradores.